jueves, 21 de octubre de 2010

Viracocha


Viracocha
Alberto Vázquez-Figueroa
Debolsillo

El libro pertenece al ámbito de novela histórica. Está ambientado a principios del siglo XVI, en el Imperio Incaico, durante los tiempos previos a la conquista de éste por Francisco Pizarro. El protagonista principal de la obra es Alonso de Molina, un antiguo capitán español que decide retirarse del ejército y permanecer en el territorio inca, harto de la forma de vivir de Europa y España. Allí, en los territorios andinos, se hará amigo de un curaca (gobernante de menor rango inca) y con él vivirá una aventura mientras tiene lugar una guerra civil incaica. El título de "Viracocha" se debe a que los incas creen que Alonso de Molina es un Viracocha (especie de dios inca), lo que le da gran ventaja a la hora de los contratiempos, además de su “tubo de truenos” (arcabuz), que siempre lleva, entre otros detalles como la barba, la piel blanca o la reluciente armadura. Durante la guerra civil, el enemigo del actual emperador perseguirá al Viracocha para intentar ganar el conflicto bélico con su favor o, en caso de que no obtenga su ayuda, matarlo. En el transcurso del relato, Alonso de Molina se enamora de la esposa del curaca (mucho más joven que éste), pero no traiciona a su fiel amigo que, por cierto, es un ser de carácter recio e inamovible que no actúa de otra manera que como le indican las leyes del país al que pertenece. Pero no sólo Alonso de Molina y la esposa del Curaca están enamorados, sino que la hija del curaca también se enamora del español...

El libro me ha gustado bastante y considero que es uno de los mejores que he leído. No es para todas las edades, pues es sabido que su autor escribe a veces partes de violencia o sexo (esto es lo único que no me ha gustado del libro, pues a veces es un tanto desagradable). De todas maneras, la ambientación de esa época, de ese lugar, de la forma de vida que impera en aquél lugar... es magnífica. Se lo recomiendo a gente cuyos gustos sean de temas de aventura y que disfruten con la historia tanto como lo hago yo.


Eduardo Fernández Ortuño, 3º B

1 comentario: